Páginas

viernes, 31 de diciembre de 2010

40 BIKE POR LAS ENTRAÑAS DEL ALBAICIN, SACROMONTE Y REALEJO

La excursión de hoy la empezamos a planear tomando una cerveza el domingo tras la jornada de la Cortijuela. Qué hacemos el martes, nos vamos a la Alfaguara?, hacemos escaleras?, quién se apunta?, yo no que curro (Jose Miguel), yo curro tambien (Eduardo), el Carretero está en Inglaterra, Andrés no se ha quedado a la cerveza y Bolivar no dice que no pero no lo tiene claro...

El lunes por la tarde nos vemos Fernando y yo y decidimos hacer escaleras por el Albaicín y el Sacromonte y luego ya veremos p´donde tiramos... Hacemos la convocatoria, por si acaso alguien más se apunta, y quedamos el martes en Plaza Nueva a las 9, 45 ya desayunado.

Desde Plaza Nueva vamos hacia la Carrera del Darro, El Paseo de los Tristes y la Cuesta del Chapí. Esta la subimos por las escaleras que hay a ambos lados hasta el desvío del Sacromonte, giramos a la izquierda y hacemos otras escaleras de subida y las volvemos a bajar para enfilar las bicis hacia el Sacromonte. Pasamos delante de la cueva de "Los Tarantos" entre otras y a la altura del restaurante de "Juanillo" y de la cueva de "Curro Albaicín" subimos una divertida cuesta a la izquierda que nos lleva por zonas desconocidas. Parece un laberinto pero después de un rato nos encontramos debajo de San Miguel Alto. La cuesta que hemos de subir es de unos doscientos metros pero no baja del 18% y los últimos metros son del 25%. Me cuentan que algún biker se ha caído para atrás intentando subirla...

Desde esta zona hay unas vistas espectaculares de Granada, Sierra Nevada, la Alhambra, la vega y Sierra Elvira. Descansamos para recuperar el aliento y nos dirigimos hacia El Fargue por una zona de pinares, con ardillitas que saltan de arbol en arbol. El caminillo es bueno con el peralte hacia la pendiente que lo hace muy peligroso especialmente de bajada.

Para llegar Al Fargue todavía hay que hacer hay un par de km de asfalto. Cuando llegas coges un desvío a la derecha. Es un buen momento para comer algo. Paramos y comemos. Lo que hacemos ahora es una buena bajada por pista y luego seguimos bajando por entre los olivares. Esta zona es con barro y hay que ir con cuidado. Luego una subida durilla de un par de km con buenas pendientes y aunque el suelo no está mal sigue habiendo barro que con el acumulado y la pendiente hacen su trabajo...

Llegamos al cortijo de Jesus del Valle y nos queda el camino hasta el "Llano de la Perdiz". Conocemos la subida, la hemos hecho mil veces de bajada y es una gozada pero nunca de subida. El larga y el terreno está bastante mal, con barro y yagas aunque no muy profundas en el suelo así que más peso para las ruedas y las fuerzas ya no son las mismas. Arriba nos espera la bajada del "Quejigal" y eso motiva lo suficiente. Al iniciar la segunda parte de la subida a Fernando empieza a darle problemas la cadena y eso en subida es una putada...

Cuando ya hemos coronado buscamos el desvío del Quejigal y nos lanzamos a tumba abierta...Una gozada de bajada con mucha vegetación a los lados que nos castigan los brazos, suerte que es invierno y llevamos mangas largas pero aun así notamos los golpes. Llegado a un punto de la bajada se me sale la cadena y casi me la pego pero hubo suerte, la que no tuvo Fernando M que si que tuvo una pequeña caída. Paramos para arreglarla y continuamos la bajada. Lo que queda es un estrecho camino llano aunque muy peligroso porque a la derecha si te despistas la leche es para que te recojan los buitres...

Llegamos a los jardines de la Alhambra y en vez de la "Cuesta de los chinos" vamos hacia el Hotel Alhambra Palace y La Fundación Rodriguez Acosta. En este punto preguntamos si hay bajada hacia El Realejo y nos dicen que sí pero que hay muchas escaleras. Miro a Fernando para ver que opina y veo que se le afilan los ojillos y la sonrisa se le pone de oreja a oreja, así que nos tiramos para abajo como dos locos. QUE LOCURA DE BAJADA, QUE PENDIENTES, QUE ESCALONES!!!!, y todo lo hacíamos sin parar a ver que nos íbamos a encontrar ni si eramos capaces, lo dicho , de locos.

La ruta no fue ni larga (35km) ni dura (69AA de IBP) de no haber barro, pero si muy divertida, divertidísima. Nos paramos para hacer toma de paisajes, fotos y vídeos ilustrativos. Lo dicho, lo pasamos muy muy bien.


No hay comentarios: