Páginas

viernes, 2 de julio de 2010

RUTA BURRACA EN LA SIERRA DE ARACENA

La jornada comenzó a las siete de la mañana a los pies del puente "Alamillo" en Sevilla capital. Allí nos citamos casi todos los biker que ibamos a hacer la ruta es decir Sevilla BTT (7 Biker) y 40 CRISIS (Algecireño). En total eramos ocho los citados. Solo Manolillo (el más máquina del grupo según me dijeron) nos esperaba en una gasolinera de CEPSA y a mitad de camino entre Sevilla y Los Marines. Este es un bonito pueblo de la Sierra de Aracena al que numerosos deportistas (bikers, corredores de cros y senderistas) van en busca de emociones por parajes sombrios, llenos de agua, colores y olores por todos sus rincones. Desde ahí comenzamos la jornada y pasaríamos por Alajar, Castaño Robledo, Jabugo y Linares de la Sierra. Los arroyos que cruzamos fueron El Jabugo, El Nogal y El Higuera y todo esto en menos de 50km: treeeeemeeeendooooo!!!!!!!!!!!!!

Sobre las nueve menos cuarto comenzamos la jornada con las mochilas repletas de agua y barritas energéticas y el cuerpo con la adrenalina saliendo por las orejas.

Desde el primer momento me percaté que iba a ser dura y de lo más divertida, porque el recorrido era un continuo sube y baja por carriles estrechos y rodeados de Alcornoques. Enseguida lo encontrado superaba a lo esperado: pedazo de bajada a toda leche por un carril estrechísimo con vegetación salvaje por los lados y el suelo cubierto de hierbajos que impedían ver por donde rodabas. Yo muy prudente me puse el último y si los de adelante tiraban pa bajo, yo detras con los pelos de punta y la cara de un niño chico haciendo travesuras.

Pensé en haberme llevado los manguitos para protejerme de las zarzas pero se me olvidaron y cuando vi el uniforme de casi todos con coderas, rodilleras, guantes que cubren la mano completa, casco como los de motocros...flipe, pero ya era tarde...Las zarzas atravesaban los caminos pero no importaba, todo era realmente espectacular. Despues de esa tremenda bajada (la mas tibia de cuantas hicimos) llegamos al primer pueblecito donde se encuentra el nacimiento de uno de los ríos que más adelante cruzaríamos. Me enseñaron la fuente (nacimiento del rio) con siete caños de 10cmt. cada uno y allí pasó lo que tenia que pasar, pinchazo del titi y parada en seco del grupo, vienen todos hacia mi como sorprendidos y me hacen al unísono la pregunta que no quería que me hicieran "pero ¿no tienes tubeler (o como se escriba)?"...Bueno ya os contaré en privado las escusas que se me ivan ocurriendo, jajaja. "¿Te habras traido suficientes cámaras no?", "no tires esta no sea que la necesites porque ¿traeras parches no?..." respiraron tranquilos cuando les dije que SÍ a todoas sus dudas. Por cierto, no volvi a pinchar. Cambiamos la camara y continuamos el camino y ahí empezaron a desatarse las hostilidades, un autentico rompepiernas donde los haya, se iban descolgando para no dejarme solo y ahí me vino a la cabeza un intrigante comentario del jefe de la tropa, pidiendome al principio de la salida mi número de teléfono para hacerme una llamada perdida, por si me descolgaba para que les avisara. Yo, sin rechistar le dí mi número y me llamó. Bendita llamada, porque como buenos anfitriones no me perdieron, pero podian haberlo hecho sin ninguna dificultad y en cualquier momento.

La primera parte se acabó con otra bajada más tremenda que la anterior, con piedras por todos lados y con un accidentado que a la postre se tuvo que marchar acompañado por otro del grupo, ya os he dicho que son majos. Despues de la bajada nos ibamos cruzando por caseríos comprados y arreglados por guiris que viven como Dios, nos intercambiamos saludos, agua y continuamos por caminos super pedregosos ( algunos piñazos fueron inevitables, con resultado de heridas sangrantes aunque nada grave) y algún momento tenias que apearte porque eran caminos imposibles. Superados estos caminos siempre rodeados de castaños que nos daban espectaculares sombras, cruzamos el río como cuatro veces para llanear un poquito y empezar otra espectacular subida de no muchos kilómetros. El comienzo era imposible y lo hicimos a pié. Una vez coronada la cima volvemos a bajar y acabamos en una cascada con poza incluida de casi dos metros de profundidad, donde nos dimos un baño y continuamos con la travesía.

Los pequeños descansos los aprovechavamos para comer algo y beber mucho. Desde ahí una subidita y una espectacular vereda como la que hacíamos a los pies del parque de invierno y que llegaba al Albaicin pero a lo bestia por la estrechez del camino, por la distancia recorrida, por la vegetación que lo cubría todo y que te impedía ver lo de delante pero si te despistaba ibas por un tajo a la izquierda lleno de zarzas, árboles, arbustos y debajo no se que podría haber porque no se veia nada. A todo esto te cruzabas con senderistas y a ver cómo pasábamos porque el espacio era jodido.

Terminado este tramo comenzamos otra subida y bajadas más al huso, por un camino más despejado y menos sombrío para desgracia de nuestras cabezas, que acababa en una carretera que nos llevó a Jabugo, ¡Que olores!, ¡ que fragancias!, el estómago empezaba a hacer de las suyas, camino rompepiernas otra vez por espacios imposibles y carretera hasta llegar al comienzo de otro camino. En ese momento eran las dos y pico y mi cuerpo me dijo que como que no. Me despedí, me invitaron a volver cuando quisiera cosa que les agradecí, viendo el nivel que tienen.

Sevilla BTT continuó dando saltos como cabras ellos sabran por donde y yo elegí la carretera, seis kilómetros y el coche me esperaba para que le metiera la bici y justo enfrente un restaurante típico de sierra, Di cuenta de buena cerveza, buena carne, ensalada y postre y p´casa feliz como una perdiz.

El comportamiento de mi GIANT X2 fué espectacular, los loscazos (que fueron muchísimos) no le hizieron mella ni al cuadro ni a los cambios, la suspensión espectacular, la tracción respondiendo como nunca había tenido que hacerlo (subiendo con molinillo y de pié en subidas del 22%) y los frenos, hay los frenos, ¡¡¡¡¡ben-di-tos!!!!!. Hoy domingo la he lavado, secado y engrasado para que esté perfecta el próximo domingo.
Publicado por Algecireño en 13:29

2 comentarios:

llellebtt dijo...

jajaja me encanta la cronica, te perdistes lo mejor, bajadon con medio-torta mia y subidon de 4km que eran interminables, te dejo aqui mi blog para que le eches un vistazo de vez en cuando.

saludos

www.cronicasbttteras.blogspot.com

Anónimo dijo...

Hola algecireño , soy alromo(antonio), ahora he leido la cronica y me ha gustado mucho , muy buena descripcion , y espero verte pronto